¡Gloriosa presencia que todo lo transforma! Más de 170.000 se han reunido en tres estadios de Brasil para orar, clamar y ser ministrados y enviados a llevar el evangelio a todas las naciones The Send Brasil se realizó el sábado 8 de Febrero desde las 9 hs en Brasilia y 10 hs San Pablo (hora ARG). Fueron tres estadios repletos que a la vez levantaron un clamor y voz profética a las naciones en 12 hs en vivo.‬

The Send (El Envío) es un movimiento de jóvenes que responde al sentir del Espíritu Santo e impulsa a cada creyente a tener un estilo de vida de continua evangelización y acción en obediencia a la Gran Comisión.

Este movimiento comenzó hace dieciocho años, a través de The Call (El Llamado), y llenó estadios con un mensaje de oración y ayuno, creyendo que toda América se vuelve a Jesús. A partir de 2016, y con un énfasis en el “ir y predicar el Evangelio”, surgió The Send con el fin que se despierte la Iglesia de este tiempo para que toda América sea re-evangelizada.

El 23 de febrero de 2019, se realizó en Orlando, Florida, el primer encuentro de oración, búsqueda del Espíritu Santo y envio a nivel global. En febrero de 2020, Brasil recibirá este despertar al evangelismo movilizando a miles de personas a cumplir su llamado.

25 de Abril de 2020 The Send en Argentina en Velez Sarfield

Argentina está siendo convocada por el Espíritu Santo en esta hora como en Pentecostés, para estar unidos, juntos, en un mismo lugar para experimentar cómo el Viento Recio de Dios llena la tierra y envía a su propósito. Por eso se está convocando a la Iglesia de Cristo en Argentina a participar de The Send. Será un encuentro de búsqueda y activación espiritual para sentir el amor de Dios y ser enviados a evangelizar en todas las áreas de la sociedad.

Serán 12 hs de oración y adoración totalmente Cristocéntricas. Ese día será un punto de inflexión para toda la Iglesia que la inspirará a evangelizar. ¡Esta es la hora, hay una misión, un mensaje y llegó el momento de actuar! Dios cree en nosotros y nos ha llamado a este tiempo. Es tiempo de embarcarnos en el verdadero evangelio. ¡Es hora de salir y cumplir nuestro propósito!