Jennifer López compartió un mensaje privado que recibió de la actriz Selena Gómez, quien asistió uno de sus shows en Las Vegas, y reconoció que Dios le hablaba a través del mismo.

«¡Quiero decirte lo mucho que me has inspirado esta noche!!! ¡No me había sentido tan libre en toda mi vida!», decía Selena en su mensaje privado a Jennifer por Instagram el sábado por la noche, después del concierto final de Jennifer en la gira «All I Have».

«¡Sólo quiero decirte lo increíble que Dios piensa que eres! Él estuvo hablándome durante todo el show de esta noche!», continuó Selena.

La ex estrella de Disney reveló que Dios se estaba comunicando con ella durante el concierto que la hizo sentir «como una mujer».

López respondió en Instagram publicando en sus historias lo que Selena le había dicho, agregando una leyenda que decía «te amo @SelenaGomez» con el emoticón de las manitos juntas en oración.

López fue criada en la fe Católica Romana y a pesar de haber tenido múltiples acercamientos a otras creencias, se reportó siempre como una Católica. En 2010, le contó a la revista Elle que antes de quedar embarazada de sus mellizos, había decidido dejar la fertilización in vitro y poner su fe en las manos de Dios.

«Yo… Creo en Dios y pongo toda mi fe en eso», compartió.

Selena Gómez, por otra parte, es conocida por compartir abiertamente su fe cristiana. Ella está entre las celebridades más prestigiosas que asisten a la Iglesia Hillsong. Durante una conferencia el año pasado, la cantante habló acerca de las presiones que enfrentó en su camino a la fama. Gómez también superó hace poco su lucha contra la enfermedad de lupus, y aseguró que su éxito era solo la plataforma para llegar a su propósito.

«Aprenderás que tú verdadera identidad es ser amada y escogida, como la Hija de Dios», dijo Gómez durante su testimonio en la Iglesia Hillsong.

Su testimonio cerró con una poderosa declaración que influenció a la audiencia para bien.

«Selena, ¡Eres Suficiente! No porque te esfuerces; no porque amas con todo el corazón y pones la mejor cara, no por el éxito que has logrado, y no porque ‘otros digan que eres suficiente'», declaró. «Eres suficiente porque eres Hija de Dios quien te amó desde el principio. Eres suficiente porque Su Gracia te ha Salvado y te ha Cubierto».