“La ley establece que las iglesias u organizaciones religiosas, organizaciones relacionadas, o ciertos individuos pueden negarse a realizar una unión matrimonial o prestación de servicios, alojamiento, instalaciones, bienes o privilegios para los propósitos afines, si tal acción violaría sinceras creencias religiosas” de acuerdo con un comunicado de prensa de Liberty Counsel.

El Pastor Mathew Staver de Liberty Counsel, habló recientemente en una reunión en la ciudad de Tallahassee en apoyo del proyecto de ley.

“Me complace que la Ley de Protección al Pastor es ahora ley en Florida”, dijo Staver. “Sin embargo, se necesitan más protecciones más allá de bodas”.

“Debemos aprobar una legislación amplia que proteja la libertad religiosa y de conciencia de todas las personas que se niegan a ser reclutados para el servicio de la llamada agenda LGBT”, continuó.

“Este asalto sobre el matrimonio es en realidad un intento de destruir la moral cristiana, destruir el matrimonio y la familia, y es un ataque a Dios que creó hombre y mujer” dijo Staver.