El pastor Robert Morris ha dejado la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) y está en recuperación.

“¡A Robert le está yendo tan bien que fue expulsado de la UCI!”, escribió su esposa Debbie en una publicación de Instagram. “Incluso dio algunos paseos por el piso”.

Morris aún no está completamente fuera de peligro. Su esposa continúa pidiendo que oren por paciencia, cero complicaciones, fuerza renovada y poder dormir.

“Gracias, gente dulce por todas las oraciones. Hemos sentido la gracia en todo momento. Hemos sentido amor. Sus oraciones han sido los regalos más extravagantes del amor. ¡Los amamos!”, escribió ella.

Morris, quien fundó Gateway Church de 40,000 miembros, se sometió a cuatro cirugías en siete días.

El pastor Morris fue diagnosticado con neumonía el miércoles después de una serie de eventos angustiosos.

Primero, el pastor fue operado para reparar una hernia el 2 de abril. Durante su recuperación, sufrió episodios de hemorragia abdominal casi fatal causada por desgarros en tres vasos sanguíneos separados, lo que requirió cirugías adicionales.

Durante ese tiempo, Debbie recurrió a las redes sociales pidiendo una oración urgente por su esposo. La respuesta fue abrumadora Gracias a las publicaciones de Debbie en Instagram y a una sesión de oración de Facebook Live, casi 300,000 personas de 48 países levantaron a Morris en oración.

“Debbie aprecia las preocupaciones de muchas personas y no podría haber anticipado este tipo de amor y efusión”, dijo Lawrence Swicegood, director de relaciones con los medios de Gateway Church, agregando que les pide a esos mismos guerreros de oración que continúen clamando en nombre de su esposo.

“Creemos en el poder de la oración y el poder de curación que Dios puede proporcionar, independientemente de la situación, en todas nuestras vidas”, dijo Swicegood. “Pero en esta situación en particular, pedimos que se haga la voluntad de Dios. Continuamos buscando al Señor por su gracia e intervención en este momento”.

Swicegood dijo que la respuesta hasta ahora ha sido “absolutamente asombrosa” y agregó que “los correos electrónicos, las llamadas telefónicas, el derroche de compasión, amor y cuidado han sido un gran consuelo para Debbie y toda la familia Morris”.

Fuente: CBN